jueves, 30 de enero de 2014

Todo Nuestro Amor Infinito para Matt Berninger (The National) y The Bird And The Bee

Parece ser que esta semana no va a parar de darnos sorpresas, alegría y emociones.

Tan solo un día después de que se anunciara el cartel del Primavera Sound 2014, el cantante de The National, Matt Berninger, y el dúo The Bird And The Bee, nos delician con una inesperada colaboración. 

Nos presentan "All Our Endless Love": una balada lenta, en la que predomina un piano suave y ligero, que formará parte de la banda sonora del drama romántico Endless Love. La voz delicada y tierna de Inara George se contrapone a la de Matt, que es un barítono clásico, y me pregunto cómo nadie los haya puesto en contacto antes. El dúo es impresionante y por aquí lleva sonando sin parar desde esta mañana.

Se supone que la canción no se publicará hasta el 11 de febrero, y que la Warner Bros la ha subido a SoundCloud para que sea privada... Pero, como decía, se supone. Aquí la tenéis.




lunes, 27 de enero de 2014

Line-Up del Primavera Sound: it's the final countdown!

Así cantaban Europe allá por 1986 y el subidón era inmediato. Algo parecido está pasando estos días entre aquellos que irán al Primavera Sound 2014 (como, por ejemplo, la aquí presente). Y es que los organizadores de este festival de Barcelona han conseguido crear un hype cada vez mayor con cada una de sus acciones. 
Primero anunciaron a Neutral Milk Hotel, que vuelven a tocar juntos después de 15 años de separación y la gente ya deliraba. Luego fue el turno de Arcade Fire, muy poco después de la publicación de su Reflektor, y la peña ya empezaba a desmadrar. Después fue el turno de las teorías de la conspiración por las cuales durante el Primavera Sound Touring Party, los organizadores habían revelado que la tercera confirmación sería la de Nine Inch Nails (¡porque así se llama un técnico que apareció en pantalla!). Con lo de NIN las masas ya estaban completamente desquiciadas, y no tenéis ni idea de las risas que nos pegamos unos cuantos cuando la tercera confirmación resultó ser la de Pixies

Pero como no se sabría nada más hasta finales de enero, los del Primavera se las ingeniaron para hacer que nos muriésemos de ganas cada vez más y nos informaron de que el cartel ¡se anunciaría por medio de una película! Ésta se proyectará simultáneamente a las 20:30 horas de mañana, 28 de enero, en cines de Madrid, Barcelona, Valencia, Bilbao y Sevilla. Para aquellos que no consiguieron las invitaciones y no viven en ninguna de estas ciudades, el filme también se emitirá en streaming (http://www.line-upthemovie.com/). 
Mola, ¿eh? Pues, para después de la emisión de la película, nuestros queridos bribones han preparado una fiesta en la que participará uno de los grupos internacionales confirmados para esta edición. TE CAGAS.

Volviendo al hype de las posibles confirmaciones, no hay que descartar a NIN, quienes tienen un hueco en su agenda justo en esas fechas. Vamos, que tiene pinta de que sí vendrán. Lo mismo pasa con mis amados The National (ya lo comenté en un post anterior) que han sacado LP en 2013, han tocado en Madrid pero no en Barcelona, y también tienen un hueco en su gira justamente en las fechas del PS14. 
Entre todos los artistas que podrían fácilmente actuar en el festival de la ciudad condal, destacan nombres como Cloud NothingsSlowdive, Haim (por Dios, qué puto coñazo), Beck o Sky Ferreira. De todas las porras que he visto por ahí, la de indiespot es, con diferencia, la más plausible (http://indiespot.es/2014/01/26/quien-confirmara-el-primavera-sound-2014/).

¡Hagan sus apuestas!


jueves, 9 de enero de 2014

Must: Fanfarlo

Ayer fue el cumpleaños de David Bowie y yo llevo días con la imperiosa necesidad de volver a escuchar a Fanfarlo. ¿A qué viene esto? Os preguntaréis. Pues, Fanfarlo empezó en 2006, pero no fue hasta 2009 que empezaron a hacerse conocer. Y ya en sus principios, el Duque Blanco se declaró admirador de este grupo londinense. 

Fanfarlo es uno de esos flechazos de los que os hablé (aquí). Un día los descubrí y durante meses no pude vivir sin ellos. Literalmente. No podía estar un día sin escucharlos.

Recuerdan un poco a Arcade Fire, aunque hay diferencias más que considerables entre los dos grupos. Mezclan pop, folk y algo de post-punk (que encontramos en sus letras, sobre todo). Fanfarlo es uno de esos grupos que gustan porque hacen música. Quiero decir, hacen música de verdad, con instrumentos y demás. Sus arreglos de cuerda (sobre todo violín, sierra musical y mandolina) y de viento (trompeta, saxofón y clarinete) te cautivan, te envuelven, te enamoran. Destacan.

Se nos presentaron con Reservoir, un disco totalmente recomendable en el que consiguen equilibrar un pop todo suyo con sonidos que te catapultan directamente a la edad barroca. No a caso su productor fue Peter Katis, el de The National o Interpol, por decir algo.
Después vino Rooms Filled With Light, que supuso un cambio (una evolución) en el sonido del grupo. Siguieron fieles a sus melodías poperas y a sus instrumentos, que son su nota distintiva. Sin embargo, se acercan a pedales y sintetizadores e incluso juguetean con un poco de rock.

Estos chicos encantadores, dan buen rollo y cuando te los pones te entran ganas de bailotear. ¡Pero no hay que dejarse engañar! Las letras de Fanfarlo suelen tener como temas centrales la decadencia, la sociedad o algún tipo de crítica a la cultura de hoy en día. No tienen ningún desperdicio.

No tienen ningún desperdicio a no ser que lleven un resacón del quince, decidan utilizar una setlist que incluye todos sus temas más tranquilios y los toquen a medio gas. Como ocurrió en el Bona Nit Barcelona. Lo siento, pero tenía que decirlo. Esperé durante meses para poder verlos en directo y se plantan ahí, pidiendo disculpas de antemano por la resaca que traen. ¡¿A mí qué me importa de tu resaca?! Si quieres hacer la rock star, sé consecuente. Ok, lo siento de nuevo. Tuve la mala suerte de ir a verlos a uno de los pocos conciertos en los que no fueron grandiosos.

Me ha costado lo suyo superar esa decepción, pero en vista de su próximo álbum, no me queda más remedio que olvidar el pasado y centrarme en el presente. El adelanto de su próximo tabajo, Let's Go Extinct, tiene una pintaza notable. Y sí, iría a verlos en concierto si volviese a tener la oportunidad. Bienvenidos de vuelta Fanfarlo, os he echado de menos.


Fanfarlo - Harold T. Wilkins, Or How To Wait For A Long Time



miércoles, 8 de enero de 2014

Happy birthday, David Bowie!

Ok, lo reconozco: he estado de vacaciones y la vagueza ha podido conmigo. De hecho pensaba escribir algo así, sin más, y editarlo y publicarlo mañana. Pero se me había escapado un pequeñísimo detalle: Mr. David Bowie cumple hoy 67 añitos. Como es obvio, no puedo no hablaros de él. 
Sé que la mitad de los que leéis mi blog no tenéis ni idea de quién es este caballero, y por ello debería eliminaros de mi vida. Pero en realidad no soy tan perra y, si os digo la verdad, hasta os quiero.

David Bowie es, nada más y nada menos, uno de los mejores músicos de la historia. No solo por sus letras, que han ido de la política a la filosofía. Ni tampoco únicamente por haber sido uno gran innovador. Sino porque a todo ello se le suma que ha pasado del folk acústico a la electrónica, pasando por el glam rock, el soul, el krautrock (música rock y electrónica que se producía en Alemania allá por finales de los 60), el dance rock y un larguísimo etcétera. Un artista exquisito y camaleónico, que ha sabido reiventarse en sus cinco décadas de música

Sobra decir que en su carrera podemos mencionar colaboraciones con personajes ilustres cuales Brian Eno, Tina Turner o Lou Reed... Para no mencionar su aparición en la estupenda, espléndida, mítica (vale, ya paro) "Under Pressure" de Queen (y ya sabéis lo que siento por ellos). Pero no se acaba aquí. Nuestro querido David se hizo amiguito de Iggy Pop (mucho amor por la iguana) y lo ayudó a componer sus dos primeros álbumes en solitario: The Idiot y Lust For Life. Luego también lo siguió en una gira por Inglaterra, Europa y Estados Unidos, pasando por un anónimo teclista. Podría seguir mucho, mucho, pero que mucho rato. Pero voy a la parte que me mola más de todas en la última etapa musical del Duque Blanco: su admiración por Arcade Fire y la consiguiente colaboración con dicho grupo. Sí. Aparecieron juntos por primera vez en 2005 y se han ido juntando de tanto en tanto... Hasta una colaboración propiamente dicha de nuestro querido cumpleañero en el último LP de los canadienses (Reflektor).

Don Bowie tiene la belleza de 24 álbumes de estudio (el último publicado en marzo de 2013, The Next Day), por lo que os recomiendo que empecéis por (más o menos) el principio: The Rise and Fall of Ziggy Stardust and the Spiders from Mars. Un álbum conceptual en el que Bowie habla de un extraterrestre bisexual que llega a la Tierra porque a su planeta solo le quedan 5 años, por lo que decide convertirse en una superestrella del rock para salvarlo de dicha suerte. Lamentablemente, a Ziggy se le sube la fama a la cabeza y acaba siendo víctima de su propio éxito. Vosotros os reís, pero en el ranking de los mejores 500 álbumes de la historia, publicada por la Rolling Stone, éste se ha situado en el puesto nº35. Pero si ése os resulta algo complicado, os aconsejo que os pongáis el archiconocido Heroes, no menos rebosante de belleza musical.

¡Feliz cumpleaños, David! Y que cumplas muchísimos más.

David Bowie - Starman